Los CATT tienen la energía de la nueva marca, son amables, cercanos  y su nuevo entorno recibe a los clientes siempre con una sonrisa.

La zona de autogestión hace parte del ingreso, con esto buscamos que nuestros clientes opten por una opción de atención más ágil y de esta forma descongestionar el área de asesoría dejando en ella únicamente los clientes que tienen un poco más de tiempo para ser atendidos.

Entre la zona de autoservicio y los asesores está el digiturno, esta tecnología soluciona las filas y mejora la experiencia de los clientes.

Un cambio importante se ve en el diseño de los puestos de los asesores. Eliminamos el counter de asesoría con puestos más abiertos que permiten una atención más cercana y sin barreras.

 

En términos de identidad gráfica tuya se hace visible para los clientes de tarjetas éxito y Carulla y llega con un sistema de comunicación que busca organizar tanto los mensajes de la marca y sus productos como la señalización funcional del lugar. Su diseño refleja la nueva forma de hablar de la marca, con un lenguaje sencillo y mensajes claros y directos.